Huye del ruido del tráfico

Lo dicen los investigadores. “Las personas que viven en un entorno en el cual están expuestas a un constante ruido del tráfico, tienen un 25% más de posibilidades de padecer trastornos de depresión”

“Aunque no podemos decirlo con seguridad, se piensa que el ruido causa estrés y molestias” dice la investigadora principal Ester Orban del centro de epidemiología urbana del hospital universitario de Essen.

“Si el ruido es persistente a lo largo del tiempo y es constante y alto, puede contribuir a la depresión.”

Aunque la investigadora apunta que aunque estos hallazgos muestran que el ruido del tráfico está asociado con la depresión, no significa que directamente causen depresión. “El ruido de la carretera parece tener un papel en todo esto, pero yo no hablaría de causalidad”

“Si encuentras que el ruido del tráfico te molesta, utiliza tapones para los oídos, y si te molesta también a la hora de dormir, elige la habitación más calmada de la casa”

La investigación fue publicada el pasado 25 de Noviembre en el periódico online “Environmental Health Perspectives”

Para el estudio, se utilizaron datos de más de 3.000 personas con edades comprendidas entre los 45 hasta los 75 años. El seguimiento se hizo durante 5 años. Los síntomas depresivos que se descubrieron fueron: sentimiento de soledad, tristeza, depresión, problemas de concentración y poca autoestima.

Pero no solo se han encontrado evidencias sobre la asociación entre depresión y ruido de tráfico. También se ha relacionado con problemas cardíacos.

“Esto no es sorprendente, ya que poseemos una extensa evidencia sobre que el ruido está asociado tanto con el estrés y los problemas de corazón” comenta Simon Rego, director del centro de psicología del Albert Einstein College en Nueva York.

“Puesto que la depresión está extendida a lo largo del mundo y tiene un efecto negativo en los individuos y en la sociedad, y puesto que la causa es compleja, es importante que examinemos todos los detalles que pueden tener un papel en ella, incluyendo el entorno y cómo interactúa con los factores psicológicos, sociales y biológicos.”

“Aquellos con un nivel socio-económico bajo y problemas de sueño, pueden ser particularmente vulnerables a los efectos de estos ruidos” añadió.

“Esto sugiere que, junto a todos los factores importantes, como la medicación y factores psicológicos con tratamientos como la terapia cognitiva-conductual, las intervenciones deben estar enfocadas también a atacar los factores ambientales, tanto individuales como sociales. En un primer nivel, a escala individual, hay que ayudar a los pacientes a dormir bien por la noche con practicas para mejorar el sueño y así poder bajar los riesgos de depresión. En una escala mayor, las comunidades pueden trabajar en mejorar los planes urbanísticos para dirigir el ruido del tráfico para poder tratar la depresión o quizás incluso prevenirla”

 

Fuente: http://health.usnews.com/health-news/articles/2015/11/25/constant-traffic-noise-may-boost-depression-risk

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
A %d blogueros les gusta esto: