La mano de Fátima

Mano de fátima

Desde tiempo inmemorial, las personas han buscado y encontrado protección y seguridad en los amuletos. De entre los más conocidos, caben destacarse el atrapasueños, el Pentagrama o Tetragamaton, el colgante de San Benito, la Luna, la Herradura, el Ojo de Horus y, por supuesto, la mano de Fátima, al que se dedica este artículo

Posiblemente, la Mano de Fátima, Mano de Jamsa o mano de Dios sea el amuleto de protección más conocido que existe y también uno de los más antiguos, ya que se remonta nada menos que a la cultura sumeria-babilónica. Se trata de un símbolo muy extendido a lo largo del tiempo por las diferentes culturas orientales y por África del Norte, con un uso básico de protección contra las malas energías y como objeto imán para atraer la buena fortuna. Sus orígenes están documentados desde la antigüedad, suponiéndole un origen anterior al Antiguo Egipto y asociado a la diosa Tanit (divinidad lunar, de la sexualidad, de la fertilidad y de la guerra).

Índice()

    La mano como símbolo místico de poder

    La simbología relacionada con la mano ha estado presente desde tiempos pretéritos, jugando un papel fundamental en la historia de la humanidad, ya que forma parte del propio lenguaje expresado y simbólico. La Cueva de las Manos, al noroeste de la Patagonia Argentina, es un excelente ejemplo, con más de 10.000 años de antigüedad, o las imágenes de las manos “en negativo” de la Gruta de Cosquer, en Francia, datada con una edad de 27.000 años.

    La mano siempre ha estado relacionada con el poder divino, obteniendo poderes positivos o negativos según la cultura y la tradición. En el caso de la Mano de Fátima, el sentido es todo lo favorecedor que alcanza a ser un símbolo con el máximo poder mágico imaginable.

    Origen, evolución y actualidad de la Mano de Fátima

    La evolución de la mano como objeto mágico usado como amuleto toma el nombre de Mano de Fátima en el año 244 d.C. Para concretar esta fecha, los historiadores e investigadores se han basado en los frescos recientemente descubiertos en la Sinagoga de Dura Europos en Siria.

    Los análisis realizados señalan que el símbolo de la Mano de Fátima ya lo usaban los Cartaginenses durante el siglo I. Fue un legado proveniente del norte africano muy relacionado con la diosa de la guerra y de la sexualidad Tanit, vinculada también con la luna y la fertilidad, casada con Baal y patrona de Cartago. Incluso puede remontarse a divinidades anteriores como la diosa babilónica Ishtar o a los egipcios Isis y Osiris.

    Posteriormente, se llevaría a cabo el traslado de la cultura africana hacia las bereberes y magrebíes, que lo dirigieron hacia elementos más poderosos relacionados con la fuerza y la autoridad. El siguiente paso lógico de este símbolo fue fueron las comunidades árabes y judías que la adoptaron de manera completamente independiente. Sin embargo, las afinidades entre la Mano de Dios de las culturas occidentales actuales con el amuleto islámico son evidentes.

    ¿Cómo se representa la Mano de Fátima?

    Existen numerosas representaciones de Jamsa o Hamsa (cinco en árabe), el símbolo de protección que ha sido ampliamente usado por musulmanes y judíos a lo largo de la historia.

    En la  su representación se ve claramente una mano plana y abierta, con cinco dedos, con la característica de que los dedos anular e índice son más cortos que el corazón, pero tienen el mismo tamaño entre sí. Esta singularidad hace que la figura adopte una especial simetría. Ver: Mano de Fátima dibujos

    En los extremos, se pueden observar dos pulgares que también guardan la misma relación de tamaño entre sí. Se encuentran ligeramente abiertos al exterior, esta disposición impide saber a ciencia cierta si se trata de la mano izquierda o la derecha.

    Cuando en la mano aparece un ojo se trata o se interpreta como el ojo de Dios y se le supone que es la palma de la mano. En ocasiones, este talismán puede estar adornado con grafismos árabes, peces o estrellas de David, según su procedencia, pero, en cualquier caso, siempre serán motivos religiosos.

    ¿Qué simboliza hoy día la Mano de Fátima?

    En relación a su significado, este amuleto al tener la mano hacia arriba se relaciona con el poder, la fuerza y la bendición. Se trata de un objeto que protege de forma eficaz contra la maldad, usándose de barrera contra las desgracias

    Es muy frecuente su uso para protegerse o curar un mal de ojo, si la mano está hacia abajo, lo que estaría indicando es que su poder va dirigido a atraer la suerte y el amor, utilizándose, en este caso, con el ojo de Fátima.

    En cualquier caso, es un objeto mágico en la mayoría de las culturas y tradiciones que intercepta la energía negativa, funcionando como un potente escudo contra todo lo perjudicial, daños deseados, pensamientos negativos y nocivos, envidias, celos y deseos de mala suerte.

    No olvides visitar:

    El significado de un Mandala

    ¿Qué es un mantra?

    El atrapasueños y la psicología

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Nos obligan a molestarte con las Cookies. Más info