Un Cuso de Milagros

Un curso de milagros es un libro de desarrollo espiritual que comienza de la siguiente forma: Éste es un curso de milagros. Es un curso obligatorio. Sólo el momento en que decides tomarlo es voluntario.

Con esta frase introductoria se nos presenta un extensísimo libro con raíces cristianas pero que se puede disfrutar desde una perspectiva laica. Independiente de la historia que se cuenta sobre la creación del libro (revelación divina), no debemos rechazarlo, más bien deberíamos darle una oportunidad.

El verdadero Curso de Milagros tiene sólo 15 palabras: Nada real puede ser amenazado. Nada irreal existe. En esto radica la paz de Dios. Todas las palabras que vienen a continuación son comentarios que esclarecen esta verdad única desde otros mil puntos de vista diferentes. 

Resumen de Un Cuso de Milagros (UCDM)

Todo lo que siempre quisiste saber sobre UCDM pero sin tener que leer todo el Curso para descubrirlo.

Un Curso de Milagros nos dice repetidas veces que la muerte no es real. Sólo hay vida; la muerte existe únicamente en el plano superficial de las formas y aspectos. La muerte es la forma que tiene el universo de limpiar lo que ya ha cumplido con su propósito, para dejar vía libre al siguiente acto de propósito. Cuando el cuerpo ha cumplido con su misión, se dejará a un lado

Sólo Dios es real. Toda separación es ilusoria. Eres una extensión y una expresión de Dios. Todo lo que es Dios, lo eres tú. Todo lo que no es Dios, no lo eres tú. Dios es amor, sólo amor, y tú también. Cada uno de tus pensamientos, palabras y acciones representa tu elección entre el amor y el miedo. Elige el amor. El propósito del cuerpo es transmitir amor. Todos los demás propósitos del cuerpo son en vano. Usa tu cuerpo para transmitir la luz del Espíritu al mundo, y será feliz y estará sano.

El ego es una idea extraordinariamente limitada de quién eres. No está preparado para guiarte y no se le debe consultar para tomar decisiones que te aporten paz. El Espíritu Santo es esa parte de tu mente que está conectada con la verdad. Consúltalo para tomar decisiones inteligentes y prosperarás. Más allá de lo que crees que es el mundo se encuentra el mundo real, donde existe todo lo que deseas y te mereces. Puedes adentrarte en el mundo real en cualquier momento recordando tu identidad como ser espiritual. No existe el pecado. Sólo hay errores en la conciencia. Ya has sido perdonado.

Todas las consecuencias que crees que han de venir de tus pecados nunca se producirán. El propósito de todas las relaciones es hacerte feliz. Aprecia y celebra a todos por igual, pues son tan dignos de ser amados como tú. Las personas que actúan de manera despreciable están buscando amor. El mal no tiene poder porque no procede de Dios. El amor es el único poder. No tienes que hacer nada para ganarte la salvación. Te la mereces por lo que eres. Ya te has salvado. Lo único que has de hacer es saberlo. El universo rebosa abundancia. Tienes todo lo que necesitas justo donde estás y siempre tendrás todo lo que necesites. Tu único propósito en la Tierra es hacer que se parezca más al cielo. Preocúpate menos y ríe más. No existe la muerte. Eres un ser eterno. Los cuerpos nacen y mueren, pero el Espíritu es eterno.

La lucha contra el EGO

La amabilidad cura y el trato con el ego no es una excepción a este principio. El ego cree que su trabajo es protegerte de las amenazas. Está decidido a desempeñar el papel que considera suyo, porque está convencido de que su vida y la tuya dependen de ello.

Cuando le declaras la guerra al ego, ya ha ganado, porque él se caracteriza por su afán de lucha.

El ego se obsesiona planificando porque cree que si no lo controla todo, le sucederá algo horrible. Pero es justamente lo contrario. Si el ego no lo controla todo, sucederá algo maravilloso.

Si te centras en los momentos dolorosos, creas un pasado doloroso que arrastras al presente. Cuando te centras en los momentos felices, creas un pasado feliz y experimentas paz en el presente.

Muchas personas se ponen en guardia cuando las cosas les empiezan a ir bien en la vida. Están a la espera de que «les caiga algún palo». Es una creencia popular: si eres demasiado feliz, pasará algo o vendrá alguien que acabará con esa felicidad. Es una de las estratagemas favoritas del ego. El ego se siente amenazado por la felicidad porque piensa que si eres demasiado feliz él se quedará sin trabajo. De modo que si ve que empiezas a salir de la miseria, vuelve a hundirte.

El universo favorece a lo que procede del Espíritu y desintegra lo que procede del ego.

Hazte la siguiente reflexión:

Recuerdo todas las tonterías que he hecho, lo desagradable que he sido conmigo mismo y con otras personas, y todas las razones que alega mi ego para que me vuelva mejor persona a fin de merecerme todas las cosas que quiero. Luego me doy cuenta de que, mientras yo estaba dormido en la rueda de mi vida, un Poder Superior me estaba guiando y cuidando. Reconocer este estado es un acto de humildad. Siempre he tenido lo necesario, a pesar de mis errores y estados de estupefacción, es un milagro total y absoluto. No puedo explicarlo de ningún otro modo que no sea por la gracia, que nos cuida a todos. Mi vida es una sucesión de milagros.

El síndrome del redentor

La proyección no niega sólo nuestra sombra, sino también nuestra luz. Tenemos tendencia de negar nuestro propio mérito y a proyectarlo en un redentor externo. Cuando se produce la proyección del redentor en una relación romántica en la que te sientes vacía, sola, o destrozada, y deseas esperanza, pides que llegue un príncipe azul sobre un caballo blanco para que te aleje de los pañales y de las facturas de las tarjetas de crédito, y te diga lo maravillosa que eres a pesar de tu piel de naranja.

O cuando fantaseas imaginando que la chica de la última portada de Playboy se presentará en la intimidad de ese espacio privado que tienes en tu casa, a pesar de que tu barriga no deja de crecer. Por muy de cuento de hadas que nos parezcan estas cosas, seguimos cayendo en ellas. Hay una interminable serie de novelas, películas y canciones que se basan en esta fantasía. El cuento del redentor.

Librarte del miedo

Lo opuesto al amor es el miedo, pero aquello que todo lo abarca no puede tener opuestos.

Si esperas librarte del miedo hay algunas cosas que debes comprender, y comprender plenamente. La mente es muy poderosa y jamás pierde su fuerza creativa. Nunca duerme. Está creando continuamente. Es difícil reconocer la oleada de poder que resulta de la combinación de pensamiento y creencia, la cual puede literalmente mover montañas. No hay pensamientos fútiles. Todo pensamiento produce forma en algún nivel.  Difícilmente se puede calificar de fútil a lo que da origen a la percepción de todo un
mundo.

Si pudieses aceptar al mundo como algo que carece de significado y dejar que en lugar de lo que tú crees la verdad se escribiese en él por ti, ello te llenaría de una felicidad indescriptible. El tiempo, aunque invisible pero aparentemente sólido como una roca, ejerce su dominio silencioso sobre nuestras vidas.

Cuando la mayoría de las personas dicen «Sé realista», lo que quieren decir es Empequeñécete. Limítate. Encállate. Estoy atrapado en mi pequeño mundo de terror y tu visión expansiva me está amenazando. La humildad es una virtud. La humillación, no.

A Albert Einstein se le atribuye esta frase: «La realidad es una ilusión, aunque muy persistente».

Eres un ser maravilloso

Demuestra que tienes más profundidad, riqueza y fuerza que una persona que se comporte contigo de una manera aparentemente estúpida, inconsciente o negativa.

Supera las ofensas sin sentido. No fue el acto lo que te hirió, sino cómo lo interpretaste. Del mismo modo que elegiste una interpretación que te hizo sufrir, también puedes elegir una que te cure. «Puedo elegir cambiar todos los pensamientos que me causan
dolor»

Nadie tiene poder para robarte tu felicidad, a menos que se lo concedas. Nadie puede volverte loco, a menos que aceptes que esa persona lleve las riendas de tu vida.

Lo único que merece la pena preguntarnos sobre cualquier cosa que vayamos a hacer es: «¿Aporta esto más dicha al mundo o la disminuye?» Aquí tienes la guía más sencilla y eficaz para tomar cualquier decisión en la vida. La verdad nutre, las ilusiones matan.

A pesar de los años que llevas siguiendo a grandes autores, comiendo alimentos saludables, leyendo libros de autoayuda con un montón de listas de consejos, desnudando tu alma en terapia, asistiendo a costosos seminarios, retorciendo tu cuerpo para hacer extrañas posturas de yoga, meditar con mantras impronunciables y sentándote a los pies de distintos gurús, todavía adjudicas groseros calificativos a quien se atreva a quitarte la plaza donde te disponías a aparcar. ¿Existe alguna esperanza de recuperar la paz mental?

¿Cómo puedo contribuir al final del sufrimiento de la humanidad? es la pregunta más importante que te puedes plantear. La respuesta a esa pregunta comienza con tu respuesta a la pregunta: «¿Cómo puedo poner fin a mi propio sufrimiento?» Si puedes encontrar la manera de dejar de sufrir, sabrás cómo ayudar a otras personas a dejar de sufrir. Hasta entonces, todos tus esfuerzos serán en vano.

¿Estoy más cerca de la paz? Si la respuesta es afirmativa, tu búsqueda habrá valido la pena. Si no es así, tendrás que replantearte dónde y cómo estás buscando.

La gracia es un estado de existencia donde somos amados incondicionalmente y recibimos todo lo que necesitamos de la mano benevolente de Dios. No te has de ganar el bien. Se te da gratuita y generosamente. El bienestar no es un logro que tengas que ganarte, sino un derecho de nacimiento. Sácate de la cabeza la idea de que has de hacer algo para ser feliz.

El verdadero viaje de descubrimiento no consiste en buscar paisajes nuevos, sino en tener una visión nueva. Marcel Proust

Si quieres comprar el libro:

Primero te recomiendo un resumen más extenso que este artículo y si necesitas realizar el curso a continuación te enlazo el curso completo en dos formatos diferentes:

 Un curso de milagros 1

Un curso de milagros (fácil): Claves para entenderlo de forma sencilla (Crecimiento personal)
de Alan Cohen, Alicia Sánchez Millet

 

 

 

 

 

 

Un curso de milagros 2

Un curso de milagros. Texto. Libro de ejercicios. Manual para el maestro Tapa dura

 

 

 

 

 

 

 

Un curso de milagros 3

UN CURSO DE MILAGROS Versión Kindle