Mejores ansiolíticos

Para diversos problemas de salud mental, tales como nerviosismo, ansiedad, insomnio, tensión, fobias, etc., los medicamentos de primera elección en las consultas médicas son los ansiolíticos.

Los ansiolíticos se presentan en pastillas que son utilizadas para tratar la ansiedad y otros problemas comunes. Entre los más conocidos y mejores ansiolíticos podemos encontrar: Lorazepam, Bromazepam, Alprazolam, Diazepam, Clorazepato.

Precauciones que se deben tener en cuenta a la hora de consumir ansiolíticos

Se trata de unos tranquilizantes menores que ejercen un efecto lento en la actividad del Sistema Nervioso Central, por ello solo deben ser tomados si son recetados por un profesional sanitario.

Antes de ser recetado un ansiolítico los médicos deben conocer el estado emocional y la situación actual del paciente, igualmente el profesional debe tener en cuenta si la persona tiene algún tipo de problema orgánico como: problemas respiratorios, de tiroides, cardiovasculares, entre otros; motivado a que pueden alterar los efectos del ansiolítico.

Las causas que se producen cuando los ansiolíticos se administran de una manera no adecuada son las siguientes: adicción, altera el estado de alerta, amnesia, cefaleas, confusión, debilidad muscular, depresión, dificultades para conducir, mareos, sedación, somnolencia, entre otros.

5 ansiolíticos más consumidos por pacientes

A continuación se muestra una explicación breve de los cinco mejores ansiolíticos más consumidos hoy en día:

1. Lorazepam: también conocido como Orfidal, los trastornos de ansiedad y sueño son tratados con este fármaco, de igual forma los estados de tensión y el insomnio. Las propiedades que posee son amnésicas, hipnóticas, ansiolíticas, sedantes, relajantes y anticonvulsionantes. Sus principales efectos secundarios son la fatiga y la somnolencia.

2. Bromazepam: el otro nombre que se le da a este medicamento es Lexatin, problemas obsesivos compulsivos, fobias, ansiedad e hipocondrías son tratados con este fármaco. Sus propiedades son ansiolíticas y los principales efectos secundarios son la somnolencia y disminución de los reflejos.

3. Alprazolam: llamado también Trankimazin, este tratamiento se emplea en pacientes que sufren crisis de angustia, trastornos de ansiedad y de pánico y agorafobia. Las propiedades de este fármaco son hipnóticas, ansiolíticas, sedantes, anticonvulsionantes y relajantes musculares. La sedación y la somnolencia son los efectos secundarias de este fármaco

4. Diazepam: su otro nombre es Valium, los trastornos psicosomáticos y la ansiedad son tratados con este medicamento. Posee propiedades sedantes, ansiolíticas, relajantes y anticonvulsionantes. La somnolencia y la sedación son sus principales efectos.

5. Clorazepato: conocido también como Tranxilium, recomendado para tratar ansiedad, estrés, insomnio, problemas de alcoholismo y drogadicción. Sus propiedades son ansiolíticas, hipnóticas, amnésicas, sedantes y relajantes. Causa efectos secundarios tales como mareos y somnolencia.

Son muchas las personas que hacen caso omiso de las recomendaciones del médico quienes sugieren no extender la toma de este tipo de fármacos por más de un mes; estas personas suelen tomar estos medicamentos durante muchos años.

Consumir de manera prolongada los ansiolíticos trae ciertos problemas generando tolerancia en las personas que los consumen, dependiendo física y psicológicamente del fármaco, incluso llegando a tener problemas de adicción muy graves.

Ansiolíticos naturales

Utilizar raíces medicinales y algunas hierbas como tratamiento para dolencias psicológicas y físicas data de muchos siglos atrás. Pero en la actualidad los ansiolíticos naturales son considerados los mejores ansiolíticos ya que son una opción para tratar condiciones como la ansiedad moderada y ocasional, pero sin dejar de seguir los consejos de un experto.

En algún momento de nuestras vidas hemos recurrido a este tipo de recursos para evitar utilizar los fármacos, por ejemplo, cuando necesitamos relajarnos, el tomar una raza de manzanilla o valeriana son alternativas que ayudan a nuestro organismo.

Pero es importante destacar que los fármacos ansiolíticos son muy necesarios al momento de hacerle frente a un trastorno específico o cuando el estado del paciente es muy crítico. Mientras que los ansiolíticos naturales están indicados para tratar situaciones puntuales de ansiedad y estrés o nervios ocasionales, aportando una buena respuesta.

Los beneficios que ofrece la naturaleza están a nuestro alcance, siempre y cuando se elija el más adecuado y la dosis recomendada.

Psicofármacos y los ansiolíticos naturales

En la actualidad las industrias de las farmacias tienen el objetivo de diseñar unos mejores ansiolíticos con menor cantidad de efectos secundarios y que sean más efectivos. Por ejemplo los fármacos señalados anteriormente causan efectos secundarios, incluso alargar su administración puede generar dependencia en el paciente y hasta tolerancia cuando se requiera mas dosis para que provoque efecto.

¿Por qué utilizar ansiolíticos naturales??

Se debe tener claro que nunca es recomendable la automedicación. La evaluación de un profesional es quien determinará qué tipo de medicamento se requiere, asimismo en dicha valoración se establecerá si es necesaria la medicación de un psicofármaco, todo dependerá de la gravedad del problema.

En cuanto a los ansiolíticos naturales se refiere, este tratamiento natural es recomendado en casos de ansiedad moderada, estados de nerviosismo, insomnio moderado, entre otros. La efectividad de los ansiolíticos naturales ha sido demostrada, ya que existen algunos estudios de hierbas naturales que estimulan la síntesis de neurotransmisores de manera natural, mejorando y ajustando la química cerebral, sin causar efectos secundarios, por tal razón se les consideran los mejores ansiolíticos.

Ansiolíticos naturales para calmar la ansiedad

Entre algunas alternativas a fármacos ansiolíticos, encontramos las plantas medicinales para aliviar problemas de ansiedad:

1. Melisa: también se le conoce como toronjil, se considera una planta ansiolítica que reduce considerablemente problemas de ansiedad y estrés, calmando de manera natural, rápida y efectiva los nervios. Tiene gran efectividad para calmar el insomnio y estados de ansiedad.
2. Tila: se le considera una de las mejores opciones naturales para calmar nervios y malestar generado por la ansiedad en exceso.
3. Lavanda: es una planta muy reconocida por sus múltiples aplicaciones, pero esta planta aromática posee unas propiedades que destacan tales como: antiinflamatorias, antioxidantes, antimicrobianas. Adicionalmente la lavanda es capaz de reducir la ansiedad, el estrés y calmar nervios.
4. Pasionaria: se trata de una planta medicinal que se emplea como sedante natural para aliviar la hiperactividad, tensión nerviosa y problemas de sueño.
5. Manzanilla: esta planta ofrece muchos beneficios para el tratamiento de diversas afecciones, ya que calma el dolor estomacal, elimina flatulencias, desinfecta heridas, reduce inflamaciones; pero en cuanto a propiedades ansiolíticas se refiere ayuda a disminuir nervios y ansiedad y ofrece relajación al cuerpo.

Para saber más:

Remedios naturales para la depresión y ansiedad

https://www.lifeder.com/ansioliticos/
https://mejorconsalud.com/ansioliticos-naturales-calmar-ansiedad/

Deja un comentario