Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views : Ad Clicks :Ad Views :
    img
    Home / Meditacion / Meditación Ho’oponopono

    Meditación Ho’oponopono

    /
    /
    82 Vistas

    La meditación Ho’oponopono o Hoponopono es una meditación de origen Hawaiano. Su traducción es “Higiene Mental” y se basa en el principio de que todo lo que te pasa te sucede “exclusivamente” en tu mente. Todo lo que ves, todo lo que escuchas, cada persona que conoces, lo experimentas en tu mente. Nosotros vamos a contarte la filosofía de esta meditación de autosugestión, la cual no es para nada ortodoxa. Es algo parecido a la meditación trascendental, rozan lo esotérico, lo pseudocientífico, pero puede ser verdaderamente provechoso para algunas personas. Además, como el saber no ocupa lugar, hemos recopilado la información, hemos hecho una criba y te presentamos la mediación en 4 sencillos pasos, pero antes vamos a entender el punto de partida.

    El concepto del Ho’oponopono (Hoponopono)

    Según esta filosofía, todo lo que te sucede lo has creado tú. Es similar al karma budista. Por lo que todas las desgracias que has sufrido han sido por que tú lo has permitido, ya sea mediante pensamientos o actos, pero has sido tú. En algún momento, empezaste a retorcer el camino de tu vida. Eso suena duro, pero significa que también puedes limpiarlo, sanarlo y, a través del perdón, cambiarlo.

    Lo que realmente te interesa es cómo funciona. ¿Cómo puedes curarte a ti mismo y hacer que cure a los demás? ¿Cómo puedes cambiarte a ti mismo? ¿Por qué me afectan las cosas que están afuera? El secreto es que no existe algo afuera sino que todo está en tu mente. Tu forma de verlo puede cambiarlo todo.

    Cómo practicar Ho’oponopono (Hoponopono) en cuatro sencillos pasos

    Hay cuatro pasos simples para este método, y el orden no es tan importante. Arrepentimiento, Perdón, Gratitud y Amor son las únicas fuerzas en acción, pero estas fuerzas tienen un poder asombroso.

    La mejor parte de esta versión de Ho’oponopono es que puedes hacerlo tú mismo, no necesitas a nadie más para estar allí, no necesitas que nadie te escuche. Puedes “decir” las palabras en tu cabeza. El poder está en el sentimiento y en la disposición del Universo para perdonar y amar.

    Paso 1: Arrepentimiento

    Cuando alguien pide perdón, descansa. Te das cuenta del daño que has cometido, a otra persona o a ti mismo. Quizás aún no lo has notado, pero llegará, tarde o temprano. Darse cuenta de esto puede ser doloroso y es probable que te resistas a aceptar la responsabilidad de los problemas “allá afuera” hasta que comiences a practicar este método en sus problemas más evidentes “aquí dentro” y veas los resultados.

    Entonces, ¿eliges algo que ya sabes que has causado por ti mismo? ¿Exceso de peso? ¿Adicto a la nicotina, el alcohol o alguna otra sustancia? ¿Tienes problemas de ira? ¿Problemas de salud? Comienza allí y di que lo sientes. Ese es todo el paso: LO SIENTO. Aunque creo que es más poderoso si lo dices con más claridad: “Me doy cuenta de que soy responsable del (problema) en mi vida y siento un remordimiento terrible de que algo en mi conciencia haya causado esto”.

    Paso 2: Perdón
    No te preocupes por a quién le estás preguntando. ¡Solo pregunta! POR FAVOR PERDÓNAME. Dilo una y otra vez. Lo digo en serio. Recuerda tu remordimiento del paso 1 cuando pidas ser perdonado.

    Paso 3: Gratitud 
    Di “GRACIAS”; de nuevo, realmente no importa a quién o qué le agradeces. Agradece a tu cuerpo que esté sano, a tu mente por tus pensamientos, a todo tu organismo por trabajar en conjunto. Si eres religioso, a Dios. Al Universo, a toda la vida. GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS…

    Paso 4: Amor 
    Esto también puede ser el paso 1. Decir TE AMO. Díselo a tu cuerpo, díselo a Dios. Di “TE AMO” al aire que respiras, a la casa que te protege. Di TE AMO a tus desafíos. Dilo una y otra vez. Lo digo en serio. Siéntelo. No hay nada tan poderoso como el amor.

    Eso es. Toda la práctica en pocas palabras. Simple.

    Se trata de una autosugestión, el poder que tiene el inconsciente es inmenso. Por ello podemos entender la fuerza del arrepentimiento, la liberación del perdón, lo reconfortante de la gratitud y el poder del amor. Si te animas a probarla, continúa al menos tres semanas antes de abandonarla, de esa manera te darás tiempo suficiente para empezar a notar sus efectos.

    • Facebook
    • Twitter
    • Google+
    • Linkedin
    • Pinterest

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies