El Modafinilo o Modiodal

El Modafinilo o Modiodal es un medicamento que está de moda. En principio se receta para suprimir el exceso de sueño diurno sobre todo para las personas que trabajan a turno. Últimamente también se receta como ayudante a un antidepresivo cuando éste último no es suficiente. Buscando información hemos rescatado un artículo de GRUPOZETA quienes publicitan el medicamento como si se tratase de la panacea.

¿Qué es el Modiodal o Modafinilo?

Es una auténtica revolución biotecnológica. Se llama modafinilo y su nombre comercial es Modiodal en España, es una sustancia para tratar la narcolepsia, enfermedad que provoca ataques de sueño irresistibles. En Estados Unidos hace furor porque muchas personas lo utilizan para quitar horas al sueño y alargar la vigilia. Mantiene despierto, concentrado y lúcido durante más de 40 horas, no produce abstinencia y, por ahora, sus efectos secundarios son mínimos. El superhombre ya está aquí.

¿Una pastilla que elimina el sueño y mantiene despierto y lúcido durante más de 40 horas, que aumenta la concentración, que no produce abstinencia y que apenas tiene efectos secundarios? Si Superman retornase a la Tierra y viese el panorama seguro que en su mesilla guardaría una caja de modafinilo.

Esta sustancia, indicada para la narcolepsia –enfermedad que se caracteriza por ataques de sueño repentinos e irresistibles–, está causando furor en Estados Unidos entre trabajadores nocturnos, ejecutivos agresivos, estudiantes, pilotos y jóvenes marchosos, que han encontrado en la pastilla la mejor receta para alargar la vigilia.

El modafinilo, una auténtica revolución biotecnológica…….

Algunos consideran que el modafinilo potenciará un cambio social radical, ya que muchos problemas vienen por la falta de sueño, y también se preguntan cuántas horas puede estar el ser humano despierto sin sufrir consecuencias. Para empezar, los científicos que han ensayado con este principio activo sostienen que podría sustituir a la cafeína, la droga legal más usada y que cada día ayuda a mantenerse activos a millones de personas.

Este nuevo estimulante es un fármaco capaz de engañar el ritmo sueño-vigilia sin que por ahora se hayan demostrado consecuencias importantes. La eficacia del modafinilo se ha probado en la narcolepsia, donde ya ha desbancado casi por completo a la anfetamina y al metilfenidato, utilizados hasta 1998 como única solución para paliar este tipo de somnolencia. Pero en varios ensayos también se ha demostrado eficaz para la distrofia miotónica, enfermedad que debilita el tamaño de los músculos; para los niños hiperactivos que sufren trastornos por déficit de atención; para depresiones y como terapia sustitutiva en adictos a psicoestimulantes.

“El modafinilo, con los datos que tenemos, tiene la eficacia de la anfetamina pero en cuestión de seguridad es como la cafeína. Su acción es parecida a la de los psicoestimulantes, pero sin sus efectos indeseables. Es decir, es como tomar mucho café pero sin taquicardias. Los estudios más recientes hablan de que actúa en zonas cerebrales distintas a donde intervienen los derivados anfetamínicos”, explica Juan Giber Rahola, farmacólogo en la Universidad de Cádiz.

El fármaco –en Estados Unidos se vende como Provigil y en España, bajo receta médica, como Modiodal– empieza a tener tanta fama que los militares norteamericanos ya lo han probado. En un estudio realizado con seis pilotos de combate, a los que se mantuvo despiertos durante 48 horas, se pudo constatar que aquellos a los que se administró modafinilo se mantuvieron más alerta y fueron capaces de desarrollar con más habilidad las maniobras en el simulador que quienes tomaron un placebo.

Aunque no hay confirmación oficial, la denominada Defense Advanced Research Projects Agency, organismo encargado de investigaciones en materia militar, busca fórmulas para crear un “soldado metabólicamente superior”, capaz de estar 24 horas durante siete días despierto, alerta y concentrado, lo que provocaría un cambio radical en las formas de hacer la guerra.

Antecedentes del modafinilo o Modiodal

Tampoco es nada nuevo. Si durante la guerra de Vietnam se utilizó la anfetamina, y en la guerra del Golfo la dexedrina, no es de extrañar que sean verdad algunos rumores que hablan de que entre las tropas desplegadas cerca de Irak ya está presente esta sustancia.

“Además de los militares –explica Giber– hay mucha gente que quiere estar despierta sin soportar efectos secundarios. Como no es una droga y aumenta las capacidades neurocognitivas, deberían hacerse más estudios ya que podría ser recomendable para determinadas profesiones. Por ejemplo, el personal sanitario que tiene turnos cambiantes y presenta distorsiones del sueño”. En lo que todos los expertos coinciden es que la firma Cephalon, laboratorio que tienen la distribución en Estados Unidos, no ha vendido una moto. Son tales las expectativas del modafinilo y el éxito de los ensayos clínicos que su cotización en Bolsa ha subido como la espuma.

Según los analistas de DWS Investments, Cephalon, “cuyo fármaco Provigil alivia el cansancio, exhibió un excelente comportamiento en octubre de 2002, con una subida superior al 20 por ciento en Estados Unidos”, convirtiéndose en una de las compañías biotecnológicas con más proyección.
Al igual que ocurrió con la Viagra, la pastilla antisueño se ha convertido para muchos norteamericanos en una forma de vida, y para los laboratorios que la venden, en una máquina de hacer dinero. En 2000 ingresó 70 millones de dólares, y el doble en 2001.

Según la hipótesis que baraja Diego García Borreguero, jefe de la Unidad del Sueño de la Fundación Jiménez Díaz de Madrid, el modafinilo actuaría liberando de forma mantenida dopamina, un neurotransmisor cerebral, en circuitos nerviosos vinculados con la vigilia. “A diferencia de la anfetamina, que tiene un efecto más agudo y rápido, provocando euforia y la necesidad de consumir más y más; el efecto del modafinilo es más lento y menos euforizante. Por eso es lógico que se esté produciendo ese consumo alejado de las indicaciones para las que fue creado”.

Este médico sostiene que el modafinilo ha supuesto un importantísimo avance en el tratamiento de la narcolepsia. “Hasta el 98 se utilizaba la anfetamina, que es cardiotóxica y tiene un potencial de abuso y tolerancia importante, y el metilfenidato, un pariente lejano de la anfetamina que provoca los mismos efectos secundarios pero suavizados”.

En ese año, la agencia estadounidense del medicamento aprobó su uso para la narcolepsia. Con una dosis diaria de entre 200 y 400 miligramos se elimina el cansancio, hay menos altibajos en los niveles de vigilia, los picos de somnolencia se suprimen… pero estamos hablando de narcolépticos; si el que lo consume no sufre esta enfermedad, los efectos se potencian. “Puede haber riesgo si se combina su consumo con otras drogas de abuso, sobre todo con psicoestimulantes como la cocaína o los derivados anfetamínicos”, explica García Borreguero.

En cuanto a este potencial de abuso, parece que aquellas personas que tienen experiencias previas con cocaína o anfetamina cuando reciben modafinilo “refieren cierta sensación de euforia, colocón y bienestar. Por eso, no debe extrañarnos que pudiera ser una sustancia de abuso en determinados sectores. Si evita el sueño y tiene propiedades euforizantes leves, puede utilizarse como psicoestimulante”, advierte Magì Farré, farmacólogo de la Universidad Autónoma de Barcelona.

Según el prospecto elaborado por Cepa Schwarz Pharma, la firma que distribuye en Europa Modiodal, el medicamento no es recomendable en casos de ansiedad, hipertensión, enfermedades cardiacas o hepáticas; el síntoma principal en caso de sobredosis es el insomnio, y como reacciones adversas puede producir episodios transitorios de tensión nerviosa, mareo y dolor de cabeza.

Todavía es pronto pero podríamos asistir a la aparición de sustancias revolucionarias, vinculadas al mundo en que vivimos, donde parece existir la necesidad de exprimir al máximo las horas de actividad. En el diario Washington Post ponían un ejemplo: un abogado tiene un cliente en el corredor de la muerte y el gobernador le da tres días para presentar la apelación antes de ordenar la ejecución. Con esta nueva sustancia no hay dudas de que el recurso estaría mejor y más argumentado. Lo mismo pasaría en la catástrofe por el derrumbamiento de un edificio. Los equipos de salvamento serían más efectivos.

Thomas Scammel, neurólogo de Harvard, ha puesto en duda no tanto la efectividad del fármaco sino las consecuencias de eliminar el sueño sin más, y ha manifestado que si una pastilla quitase el apetito eso no significaría que no necesitáramos comer. Y Neil Feldman, director del centro St. Petersburg, en Florida, ha manifestado que “estamos ya en la sociedad de las 24 horas, ya no hay ciclos, pero estamos hablando de tomar tres pastillas, no de cien”.

Juan Giber, farmacólogo de la Universidad de Cádiz, hace una reflexión: “En los años 90, los científicos Lyons y French, en un artículo publicado en ‘Science News’ sobre este nuevo estimulante, se preguntaban cómo utilizaría nuestra sociedad una sustancia como el modafinilo. El modafinilo es útil para la narcolepsia y otras enfermedades, aumenta el rendimiento neurocognitivo y ayuda a mantenernos despiertos, despiertos en un momento muy concreto, pero todos necesitamos dormir. Podemos fustigar un caballo, pero llegará un momento en que muera reventado. Podemos evitar dormir, y encima estar con la mente alerta, pero no eternamente”.

Hasta aquí el artículo de GRUPOZETA, ahora nuestra contribución en lo que nos interesa:

Modafinilo contra la depresión

Un nuevo estudio ha concluido que el uso del medicamento Modafinilo, típicamente utilizado para tratar los trastornos del sueño, en combinación con antidepresivos reduce la gravedad de la depresión de manera más eficaz que tomar antidepresivos solos. El estudio, una colaboración entre las Universidades de Cambridge y East London y el King’s College London, fue publicado en línea en el Journal of Clinical Psychiatry. Puedes consultar el estudio al final de este mismo artículo.

Aproximadamente un tercio de los pacientes que sufren depresión, obtienen poco o ningún beneficio de los antidepresivos incluso cuando reciben terapia. Además hay que tener en cuenta la fatiga y los problemas de sueño. Estos individuos son los que más se pueden beneficiar del Modafinilo o Modiodal, al combinarlo con el antidepresivo.

La profesora Barbara Sahakian de la Universidad de Cambridge dijo: “El modafinilo interactúa con diferentes sistemas de neurotransmisores. Esto puede explicar por qué añadiéndolo a los antidepresivos tradicionales, como los inhibidores de la recaptación selectiva de serotonina, tiene efectos beneficiosos sobre los síntomas que experimentan las personas deprimidas”.

“Esta es una buena noticia para los individuos que luchan contra la depresión”, dijo la profesora Cynthia Fu de la Universidad de East London, que llevó a cabo la investigación mientras estaba en el King’s College de Londres. “La depresión afecta a todos los aspectos de vida, lo que lleva a una discapacidad ocupacional y social a diferentes niveles. Es especialmente importante que las personas reciban un tratamiento eficaz también dirigido a efectos adversos como la fatiga, la falta de concentración… que pueden persistir y tener un impacto negativo en la vida de las personas”.

El Modafinilo o Modiodal puede ayudar en el trabajo

Para la investigación, los científicos revisaron varios estudios que habían examinado el uso de modafinilo como un tratamiento adicional para la depresión. El metaanálisis involucró a un total de 568 pacientes con depresión unipolar y un total de de 342 pacientes con depresión bipolar. El análisis reveló que el modafinilo mejoró la gravedad de la depresión así como las tasas de remisión.

El Modafinilo también mostró efectos beneficiosos sobre la fatiga y la somnolencia. La investigación también reveló que los beneficios sintomáticos del modafinilo podrían también tienen implicaciones para mejorar la dificultad de funcionamiento en el trabajo a veces causado por la depresión. Esto es significativo porque la depresión es una causa principal del ausentismo (ausencia por enfermedad) y del presentismo (presente en el trabajo pero que no funciona como antes).

El Dr. Muzaffer Kaser de la Universidad de Cambridge añadió: “El siguiente paso es seguir con ensayos más largos que evalúen los posibles beneficios de la suplementación de antidepresivos con modafinilo de forma más completa”.

La depresión es un problema importante de salud mundial. Según la Organización Mundial de la Salud, es la segunda causa principal de discapacidad en todo el mundo durante este 2020. Estudios recientes revelaron que la depresión representa más que un tercio de la carga mundial de enfermedades atribuible a problemas de la salud mental. El coste anual de los trastornos del estado de ánimo para la economía de países como, por ejemplo, el Reino Unido es de 19 mil millones de Dólares.  La principal discapacidad que causa la depresión es el impacto negativo en el trabajo y el disfuncionamiento social. Además de las comunes recaídas.

Fuente : http://www.grupozeta.es/

Parte del texto por Alberto Gayo

Modafinil-in-combination-with-antidepressants-reduces-severity-of-depression-more-effectively

Deja un comentario